Sabías qué...

Somos capaces de sobrevivir sin comida aproximadamente por un mes, pero sin agua, el cuerpo no puede soportar más de una semana.